Las Navidades Míricas (3 y última): Reyes y Listas Definitivas de Admitidos #2MIR18

¡Buenas tardes a todos!

Al final, todo lo bueno se acaba. En este caso, las “vacaciones” de Navidad. O más bien, “”””vacaciones””””, así con muchas comillas, porque lo que es descansar, poco. Ni los opositores, ni mis compañeros estudiantes de Medicina o de otras carreras universitarias que ahora en enero tienen sus exámenes.

Lo que viene siendo Reyes ha sido una fecha un poco mala: lo primero, no teníamos día libre en mi Academia. Guay. Lo segundo, aunque mi madre sí me hizo un pequeño detalle, el regalo más gordo es la afonía sin motivo aparente que comenzó a desarrollarse ese fin de semana y que todavía arrastro. Aunque por fortuna parece que voy mejor, pero es que ha sido una faringolaringitis tan subclínica… ni dolor, ni fiebre ni nada, sólo afonía y como mucho algo de sequedad. Fin.

Que ojo, no me quejo: si hubiera tenido más síntomas no habría podido estudiar, y eso, por favor, NO. No a estas alturas, que queda un mesecito para la libertad y, con suerte, tener un número que me dé para plaza.

Y hablando de plazas… el día 9 salieron las listas definitivas del MIR. En realidad, para ser exactos, salieron el día 8 por la noche. Un regalo más, con retraso, en especial para las personas que tuvieron problemas con las listas anteriores. Se ve que el Ministerio escarmentó de la mala organización en las listas provisionales y esta vez lo han hecho bien. 14500 personas se presentan, para menos de 7000 plazas. Es verdad que gran parte de las personas que se presentan son extranjeros (que optan a un pequeño cupo de plazas) o especialistas recirculantes (que igualmente optan a un mínimo cupo), más gente que se reexamina y los que vamos por primera vez este año. Primera y espero que única.

La verdad, he estado viendo ahora que he acabado de estudiar las plazas que hay para cada oposición -IR y es alucinante la de pocas plazas que se ofertan para puestos como Psicología Clínica, por citar un ejemplo, con lo necesario que sería ampliar las plazas públicas para este tipo de ocupación, vista la sociedad actual. Y con el resto de -IRes pasa igual. Quizá los que mejor ratio tenemos entre número de personas que se presentan y número de plazas somos los MIRes, (algo más de 2 opositores por cada plaza ofertada) pero también es cierto que sin la opo, nuestras posibilidades de trabajar son prácticamente nulas. Y esto es ahora, pero como sigan abriendo facultades… En fin, el negocio es el negocio y parece que hay ciertos intereses en que siga siendo así, por mucho que los estudiantes y los sanitarios luchen en contra de ello.

De todas formas, no quiero acabar el texto con un tinte negativista. Compañeros, nos queda un mes solo de estudiar. Donde hemos aguantado y estudiado tanto, podemos hacerlo durante un mes más. No nos dejemos dominar por el estrés, nuestro trabajo servirá de algo. ¡Ánimo y a por la plaza! 💪

Un comentario en “Las Navidades Míricas (3 y última): Reyes y Listas Definitivas de Admitidos #2MIR18

  1. Pingback: Mi experiencia con la academia MIR | La Bata de Azahara

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .