“La del día después”

¡Hola a todos!

Hoy traigo una de esas entradas formativas que pretendo introducir en el contenido de mi blog. Recordaréis seguramente aquella primera entrada acerca del uso de inhaladores en pacientes asmáticos o con otras enfermedades pulmonares que requieran su uso. Pues bien, hoy continúo la saga de posts con una pregunta que me han hecho ya en varias ocasiones últimamente. Ya sabéis, típicas consultas de WhatsApp.

¿Cuándo y cómo usar la “pastilla del día después”?

A ver, interesados/as acerca del tema. Yo empezaría dejando muy claro un primer concepto, y es que la llamada pastilla “del día después” es un anticoceptivo de emergencia. No se debe usar nunca de forma regular, ya que de hecho este método evita el embarazo en un 84% de casos, mientras que los anticonceptivos “de verdad” por así llamarlos, tienen más éxito. Por ello, este fármaco debe reservarse para cuando falla el método anticonceptivo habitual.

Un segundo aspecto que quiero dejar claro es cómo funciona este compuesto. No es abortivo, es decir, no interrumpe un embarazo ya iniciado. Lo que hace es evitar que éste se llegue a producir. Y esto puede conseguirlo de dos maneras diferentes:

Opción uno: te estás tomando la pastilla antes de la ovulación – en ese caso no se producirá ningún óvulo. Y sin óvulo, no hay embarazo.

Opción dos: te estás tomando la pastilla después de la ovulación – en ese caso lo que produce la hormona que lleva la píldora es una mayor dificultad para que el espermatozoide llegue al óvulo. En la entrada al útero, lo que conocemos como “cuello del útero”, hay una comunicación entre el útero y la vagina, que está rellena de una mucosidad. Dicha mucosidad es más o menos espesa según el momento del ciclo menstrual. Si tomamos la pastilla, ese moco se hace más espeso y los espermatozoides lo tienen francamente difícil para atravesarlo, entrar al útero y llegar al óvulo.

Parejas del mundo, si queréis evitar embarazos, los métodos barrera (preservativo) o las anticonceptivas como las de la imagen, entre otros métodos como el DIU, son vuestros aliados. ¡La píldora del “día después” es sólo un parche!

Aclarado lo anterior, ¿en qué casos hay que plantearse usarla?

  • No usar anticoncepción. La “marcha atrás” NO ES un método aticonceptivo. Dejad de usarlo. No sirve.
  • El preservativo se rompe o desliza.
  • Y lo pongo otra vez: el preservativo se rompe o desliza. Sí, se rompen. Revisadlos antes y después de usar.
  • Olvidamos tomar una de las anticonceptivas que usamos habitualmente.
  • En definitiva, en caso de dudas sobre el método que hayamos usado.

En cuanto a cómo conseguirla, en España se puede comprar sin receta en cualquier farmacia por unos 20 euros. Es un poco cara, es verdad. Otro motivo más para que no sea el método habitual de anticoncepción. Lo mejor es tomarla en las siguientes 12 horas a la relación sexual de riesgo, porque es el intervalo de tiempo en que tiene más eficacia. No obstante, se puede tomar hasta 72 horas después (esto es, tres días siguientes a la relación de riesgo). Para casos en que haya trascurrido más tiempo existe desde hace unos años otro compuesto que no lleva levonorgestrel (la hormona) sino otra cosa, el acetato de ulipristal. Pero eso da para otra entrada diferente.

Y por supuesto, si os veis en la tesitura de tener que usar este método de emergencia en alguna ocasión, siempre es recomendable comprobar a las tres semanas que ha sido eficaz. O bien comprando un test de embarazo en la farmacia, o bien pidiendo cita con vuestro Médico de Familia.

Pues bien, ¡espero que haya sido de utilidad para todos vosotros! Si tenéis cualquier duda, o queréis que comente cualquier otro aspecto sanitario del que tengáis duda, tenéis aquí en el blog una pestañita de contacto para escribirme directamente. También podéis contactarme por Twitter o Instagram en los links que ya conocéis, en la pestaña de “Acerca de”.

¡Nos vemos en la siguiente entrada! 🙂

2 comentarios en ““La del día después”

  1. Pingback: Sobre la anticoncepción (oral o no) – Questions and Answers | La Bata de Azahara

  2. Pingback: Planificación familiar | La Bata de Azahara

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .